El historial médico es parte fundamental en los procedimientos de reclamación en caso de accidentes de tráfico. Desde el momento en que recibimos la primera llamada, uno de los puntos clave que se transmite al cliente afectado por un accidente es la importancia de disponer de toda la documentación médica.

accidentes autonomosPero, ¿qué es el historial médico? pues lo podemos definir como el conjunto de documentos que son fundamentales para guardar toda la información relativa a la salud de un paciente y los servicios prestados al mismo durante consultas e intervenciones médicas.

¿Por qué debemos tener en cuenta los informes médicos anteriores al accidente?

En este punto hablamos del nexo causal, es decir, diferenciar cuáles son aquellas dolencias que vienen derivadas directamente del accidente de tráfico sufrido y cuáles pueden ser agravantes de patologías previas.

Por ello, es fundamental que el paciente acuda dentro de las 72 horas del accidente al hospital o centro médico, para no romper el nexo entre las lesiones sufridas y aquellas que pertenecen a sus antecedentes personales.

Como especialista en valoración del daño corporal, debo fundamentar y apoyar el perjuicio y las secuelas sufridas en la documentación aportada por el paciente, además de por mi exploración. Es decir, no podemos concluir que el paciente ha sufrido determinadas lesiones si en el historial médico no se refleja nada relacionado con ello, ya que la defensa de las mismas no se sustentaría en un procedimiento legal.

El historial médico permite determinar la estabilización de las lesiones, donde tenemos en cuenta si el paciente se encuentra en periodo de incapacidad temporal, si ha sido intervenido quirúrgicamente y en cuántas ocasiones, si le han sido prescritas sesiones de rehabilitación, …

A través de los distintos diagnósticos realizados por los especialistas, podemos especificar cuáles son las secuelas que han derivado del accidente. Y, atendiendo al conjunto, con los informes y toda la información de la situación laboral y personal, se podrá determinar el perjuicio particular que el incidente ha provocado en la persona.

Atendiendo a todo lo anterior, a nivel médico podremos determinar la valoración de las secuelas que servirá al equipo jurídico para presentar una oferta motivada con la indemnización que se considera que el afectado debe percibir y que, como hemos indicado anteriormente, vendrá fundamentada por todas fuentes médicas de las que disponemos.

Por nuestra experiencia, uno de los principales inconvenientes con el que nos encontramos a la hora de atender un caso de accidente de tráfico es que el cliente no dispone de todo su historial, principalmente porque en su momento no ha sido entregado y/o solicitado, demorando en algunas ocasiones el inicio de procedimiento de reclamación para que este sea viable y efectivo para nuestras pretensiones.

Los accidentes de tráfico es una de aquellas situaciones en las que nos damos cuenta de la importancia de disponer en todo momento de todo nuestro historial médico. Tomen nota.

Victoria E. Ruíz Mialdea, médico y abogada especialista en valoración del daño corporal en Estudio Médico Jurídico Durango

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.