El Senado apoyó iniciativa que fortalece la fiscalización e instala el sistema de trazabilidad de armamento.

La Sala respaldó la iniciativa que define los diferentes tipos de armamentos y municiones, limita la cantidad que pueden tener las personas y deportistas y considera una especie de ADN de cada arma, entre otras medidas.

El proyecto modifica la ley de control de armas para fortalecer su institucionalidad, con el objetivo de fortalecer la fiscalización, instalar un registro de cada arma y considerar a las municiones en la legislación.

La iniciativa fue aprobada y despachada por la Sala del Senado. Ahora, debe cumplir su tercer trámite en la Cámara de Diputadas y Diputados.

Durante el debate de esta iniciativa hubo coincidencia en la importancia de avanzar en la regulación de las armas en el país, sobre todo considerando que ha aumentado su uso por parte de delincuentes y actores del narcotráfico.

En tal sentido, hubo opiniones que valoraron el proyecto, pero que pusieron el acento en la necesidad de atacar el mercado negro de las armas, que se estima que es el equivalente a la cantidad de armamento inscrito.

Por medio de este proyecto se aumenta la fiscalización y regulación de las armas y municiones inscritas, pero también se debe abordar las armas ilegales y el tráfico de las mismas.

Al respecto, el senador Carlos Montes manifestó: «Estoy convencido que las armas se han convertido en un problema político nacional de envergadura. Hay demasiadas armas y se está afectando la convivencia social…Valoro el avance en armas inscritas, pero lo más grave del problema es del mercado negro»

Por su parte, el senador Alejandro García Huidobro, opinó que «aquí se está dando una falsa señal de que con esto se va a solucionar el problema de la delincuencia y no es así, porque la gente se está armando…se puede producir que las personas que tengan todo en regla van a ser más fiscalizadas y no los delincuentes o los que están metidos en narcotráfico.»

José Miguel Insulza explicó que «esta es una ley de límites, porque son todas formas de pasar las armas del mercado legal al mercado ilegal. Es una buena ley y se ha trabajado con prolijidad, se regulan las municiones, etc. Se trata de evitar armas en manos de particulares. Las críticas van dirigidas a los que tienen que controlar a los delincuentes».

Juan Pablo Letelier precisó que «Tener el registro y el ADN de cada arma, ya es un avance que nos permite hacer un trabajo distinto, si a eso se suman barreras de entrada y el debate de municiones, es un avance adicional. Sería partidario de una moratoria a la venta de armas de dos años en el país»

Otro de los puntos que generó un debate en Sala fue la norma que prohíbe el uso de municiones «expansivas y de punta hueca», pues algunas de ellas son utilizadas para la caza.

En este punto, la senadora Ena Von Baer planteó que le habían manifestado aprensiones respecto de prohibir las municiones expansivas que se usan en la caza, puesto que existiría una resolución de la Dirección General de Movilización Nacional que hace una precisión al respecto. El tema fue compartido por el senador Kenneth Pugh, quien señaló que se debe analizar el caso de los cazadores.

Finalmente, los senadores Álvaro Elizalde y Jaime Quintana señalaron que esa munición está restringida, puede generar un daño importante y lo que es peor aun, puede llegar a manos de delincuentes.

Fuente: Prensa Senado de Chile


Si te ha gustado esta noticia, suscríbete a nuestra newsletter para estar al día de la actualidad jurídica más relevante.

SUSCRÍBETE A DIARIO JURÍDICO

Recibe nuestro boletín semanal con la actualidad jurídica más destacada.

Sus datos serán incorporados a un fichero automatizado con el objeto exclusivo de dar respuesta a su suscripción Dicho fichero es de titularidad exclusiva de LEXDIR GLOBAL S.L. y no será cedido a un tercero en ningún caso.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.