La Corte Suprema de Justicia dio a conocer su informe acerca del Proyecto de Ley que crea el subsidio para garantizar el ingreso mínimo.

Por Oficio N° 15.186, de 9 de diciembre de 2019, el Presidente y el Secretario General de la Cámara de Diputados, señores Iván Flores García y Miguel Panderos Perkic, de conformidad a lo dispuesto en los incisos segundo y tercero del artículo 77 de la Constitución Política de la República y el artículo 16 de la Ley N° 18.918, Orgánica Constitucional del Congreso Nacional, remitieron a la Corte Suprema el proyecto de ley que “Crea un subsidio para alcanzar un ingreso mínimo garantizado.”

El pleno de la Corte Suprema analizó la iniciativa legal. Dicho documento fue remitido al presidente de la Cámara de Diputados, el martes 24 de diciembre, con la opinión del pleno de ministros sobre las diversas sanciones propuestas para evitar la obtención indebida del subsidio.

El informe plantea: «según el inciso cuarto del artículo 11, las sanciones que podrán ser objeto de revisión judicial corresponden a multa a beneficio fiscal y clausura del establecimiento o faena.

En cuanto a las multas, se debe aplicar una por cada trabajador, y respecto a su monto, en atención a que establece la aplicación del doble de aquella señalada en el artículo 506 del Código del Trabajo, se deben aplicar los rangos que prevé.

En cuanto a clausura del establecimiento, la ley prescribe que la infracción podrá ser sancionada con multa sin perjuicio de proceder la aplicación de la clausura del establecimiento o faena en los términos establecidos en el artículo 34 del decreto con fuerza de ley N° 2, de 1967, del Ministerio del Trabajo y Previsión Social.

En todos aquellos casos en que los Inspectores del Trabajo puedan aplicar multas administrativas, las reincidencias podrán ser sancionadas, además, con la clausura del establecimiento o faena, cuando ello fuere procedente, hasta por diez días, que será aplicada por el Inspector que constate la reincidencia.

La Corte Suprema concluye que la clausura procederá solo en caso de reincidencia y no como primera sanción, la cual siempre será una multa.

La reincidencia está expresamente definida, para estos efectos, en el artículo 35 del Decreto con Fuerza de Ley N° 2: ‘Se entiende por reincidencia la nueva infracción que se cometa dentro de los dos años siguientes a la fecha de la última multa o clausura'».

Respecto a las reglas de procedimiento, el Alto Tribunal señaló que están consagradas en el inciso quinto del artículo 11 del proyecto que remite a las normas del Título II, del Libro V, del Código del Trabajo, que contiene los artículos 503 y 504.

Como se trata del reclamo de sanciones debe substanciarse por el procedimiento de aplicación general contenido en el Párrafo 3°, del Capítulo II, del Título I del citado código, a menos que la cuantía de la multa, al momento del dictado de la resolución que la impone o de la que resuelve la reconsideración administrativa respecto de ella, sea igual o inferior a diez ingresos mínimos mensuales, en cuyo caso aplica el procedimiento monitorio, de que tratan los artículos 500 y siguientes del mismo estatuto.

Fuente: Poder Judicial de Chile

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.