La crisis del coronavirus ha supuesto el auge definitivo de los e-commerce y las compras online. Sin ir más lejos, se estima que durante el confinamiento éstas aumentaron en casi un 75 %. Por este motivo es que tenemos la necesidad de conocer con más detalle cuáles son los derechos y obligaciones que rigen las compras online, sobre todo porque es en estos momentos cuando necesitamos que las mismas sean más seguras que nunca.

El auge del comercio electrónico es el leitmotiv para que puedan suceder más fraudes y estafas en la red. Si conocemos los derechos con los que se cuenta como consumidor, dispondremos de una mayor seguridad al comprar.

Los derechos del consumidor online

El consumidor online tiene una serie de derechos fundamentales que le amparan antes de proceder a una compra online.

Derecho a conocer la identidad del vendedor

La ley en España obliga a los e-commerce y a todo tipo de empresas que realicen operaciones de venta online tener disponible en su web la información necesaria para que el consumidor pueda reconocerlas. En este sentido, deben hacer visible su NIF, su denominación social y los principales datos de contacto.

Derecho a conocer los gastos de envío, las condiciones y los plazos de entrega

Todo vendedor online debe especificar en su web cuáles son las condiciones de compra de todos sus productos y servicios. Si no se especifica el plazo de entrega, el producto debe llegar al cliente en un plazo de 30 días. En caso de producirse un retraso injustificado por parte de la empresa vendedora, el cliente tiene derecho a la devolución del doble de la cuantía de la compra.

En caso de que el comercio no sea capaz de entregar el producto en la fecha estipulada debido a que el producto que se solicitaba no está disponible, tendrá que avisar de inmediato al comprador. Además, tendrá que ofrecerle la posibilidad de recuperar las sumas que haya abonado hasta ese momento en un plazo de 30 días.

Derecho a la protección de datos

Dentro de los derechos y obligaciones de las compras online, el consumidor puede conocer cómo utiliza una web y por qué los datos personales que se facilitan en el proceso de compra. En caso de no estar de acuerdo con la forma de proceder, tiene derecho a solicitar a la web que elimine o corrija esos datos. Así ya lo estipula la normativa de protección de datos de la Unión Europea.

Derecho a una compra segura

Cualquier comprador tiene derecho a seleccionar la forma de pago que más le convenga. Además, el vendedor debe contar en su web con el certificado de compra segura. La posesión de este certificado se muestra a través de un candado en la barra de direcciones y en la URL del comercio electrónico.

Derecho de devolución

El usuario cuenta con 14 días para devolver cualquier producto sin justificación alguna. No obstante, en estos casos será el comprador quien sufrague los gastos de envío de la devolución. Si el producto está dañado o no funciona correctamente, el consumidor tiene derecho a solicitar la reparación del mismo o el cambio por otro producto idéntico sin coste adicional.

Hay que recordar también que si un vendedor no admite devoluciones debe reflejarlo de manera clara en su página web. A su vez, no podrán devolverse todos los productos, caso de los productos perecederos, productos hechos a medida, programas informáticos, productos que por motivos de higiene o salud no se pueden devolver, los archivos de canciones, etc.

Derecho a la garantía del producto

Cualquier producto que se adquiera a través de un comercio electrónico tiene una garantía de dos años. El vendedor del comercio electrónico tiene la obligación de reflejarlo de forma bien visible en todos sus productos.

Derecho a conocer información sobre los productos y/o servicios

Todo negocio online tiene la obligación de presentar de forma clara las descripciones actualizadas de los productos y servicios en venta. En la medida de lo posible, las descripciones deben estar acompañadas de una imagen del producto. Es aquí donde deben figurar, precisamente, las condiciones en los plazos de entrega, devolución, formas de pago, etc.

Derecho a una atención personalizada

El consumidor tiene derecho a poder contactar con el vendedor durante el proceso de compra, ya sea a través de e-mail o mediante otras vías (redes sociales, teléfono, chat online, etc.). Una atención personalizada en todo momento, además de un derecho, dará una imagen más profesional a la web en cuestión.

Todos estos derechos y obligaciones de las compras online son las que amparan a cualquier consumidor para poder realizar una compra segura. Es muy importante no solo que el cliente los conozca, sino también que pueda comprobar que el comercio electrónico cumple con cada uno de ellos.

Es una muestra de seguridad que nos puede valer para poder reclamar en caso de que surja cualquier tipo de incidencia.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.