Un Juzgado de Ronda ha dictado un Auto por el que impone a Unicaja una multa coercitiva por cada mes transcurrido sin cumplir voluntariamente la Sentencia que la condenaba.

El asunto se remonta meses atrás, en febrero de 2018, cuando la entidad bancaria fue condenada a eliminar la cláusula suelo y la cláusula de gastos de un préstamo hipotecario, así como a devolver los importes cobrados indebidamente a una familia rondeña. Según el Letrado que ha dirigido este asunto, Francisco Orozco; “se estimaban alrededor de 20.000 euros, pero el banco ha demostrado falta de interés desde el principio.” El Abogado se ha mostrado muy seguro de esta novedosa estrategia procesal: “aunque el banco ya ha pagado parte de lo debido, sigue sin atender los requerimientos del Juzgado para cumplir totalmente la sentencia, por lo que no nos ha quedado más remedido que instar la multa coercitiva”.

Tras este Auto, el banco deberá abonar al Tesoro Público una cuantía mensual por cada mes que transcurra sin cumplir voluntariamente la Sentencia: Pero, además, la resolución también dispone que se requerirá trimestralmente a la entidad bancaria hasta cumplir el año, en cuyo caso se deja la puerta abierta a la posibilidad de incrementar esta multa mensual.

El mecanismo de las multas coercitivas es poco común en la práctica, aunque está recogido en la Ley de Enjuiciamiento Civil. Según el Letrado Francisco Orozco, “esta opción es tan válida como cualquier otra de las previstas en la ley, aunque sea inusual, y el objetivo es obligar a los bancos para que cumplan las sentencias que les condenan, por lo que espero que muchos Juzgados comiencen a utilizarla a partir de ahora”.


Sobre el autor

Francisco Orozco

Bufete Francisco Orozco & Asociados

 

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.