Los análisis de ADN realizados por los expertos de los laboratorios de Policía Científica han permitido esclarecer, durante el pasado año, 194 agresiones sexuales, 140 homicidios y 13 delitos relacionados con terrorismo, entre un total de 2.450 hechos resueltos.

Desde principios de la década de los 90, la Policía Nacional trabaja con las muestras obtenidas de ADN y, gracias a los avances tecnológicos, la continua formación de los especialistas y la nueva legislación, el número de autores de hechos delictivos identificados en 2009 se ha incrementado en un 460% respecto a los realizados en 2005.

Es decir, 2.017 personas identificadas el pasado año frente a las 360 efectuadas hace cinco. En total los especialistas de Policía Científica elaboraron 29.170 informes periciales de ADN, casi un 1.000% más que en 2004, en ese año se efectuaron 2.655 informes.

Las muestras de ADN se han consolidado como herramienta clave en la resolución de delitos graves. Si comparamos los datos de 2008 y 2009 observamos un notable incremento en los delitos esclarecidos.

Frente a las 142 agresiones sexuales resueltas en 2008, el 2009 finalizaba con un 36% más, 194; y en cuanto a homicidios la cifra creció aún más, un 72%, es decir, 81 homicidios esclarecidos en 2008 y 140 el pasado año.

Unos resultados que, según los datos de los primeros meses del presente año, tenderán a también multiplicarse durante 2010. Los laboratorios biológicos de la Comisaría General de Policía Científica reciben una media de 2.300 asuntos al mes, teniendo presente que cada hecho puede englobar varias muestras biológicas para ser analizadas.

Como consecuencia del Tratado de Prüm, impulsado por el Ministerio de Interior español y suscrito por otros países de la Unión Europea, los datos policiales de ADN, huellas o balística son también intercambiados entre los países europeos, lo que facilita la identificación de los criminales que actúan y se mueven en el territorio Schengen.

Desde 2005 se han realizado 422 intercambios, de los cuales se han obtenido 242 matches positivos, o coincidencias, con alguno de los países que participan de este tratado: Francia, Alemania, Holanda, Austria y Luxemburgo. Estas coincidencias pueden ser de una muestra con otra o de una muestra con una persona identificada, en este último caso es cuando logramos poner nombre y apellidos al autor del hecho.

De los 242 positivos encontrados en este intercambio de perfiles, 157 están relacionados con robos con fuerza; 30 con agresiones sexuales, 21 están vinculados con homicidios y 34 con casos de terrorismo.

Estos excelentes resultados en los análisis de ADN, que han conducido a la detención de autores de delitos graves como violaciones, homicidios y otras infracciones contra las personas y el patrimonio, se han producido gracias a varios factores.

Por un lado, el elevado número de inspecciones oculares realizadas por los técnicos de policía científica en las distintas plantillas policiales y que han proporcionado un mayor número de vestigios y evidencias para ser analizados. Más de un 90% de las escenas del crimen han sido objeto de una inspección ocultar técnico policial. Durante 2009 se llevaron a cabo 127.359 inspecciones.

Esto ha sido posible gracias también al gran esfuerzo realizado por la Dirección General de la Policía y de la Guardia Civil que ha incrementado en casi un 46% el número de especialistas de Policía Científica en los últimos cinco años.

Otro de los factores que también ha contribuido a este incremento de hechos esclarecidos y autores identificados, es la implantación de laboratorios biológicos y químicos en distintas provincias.

El último en ser inaugurado ha sido el de A Coruña y, próximamente, se pondrá en marcha el establecido en Granada, que se une a los de Madrid, Barcelona, Valencia y Sevilla. Todos ellos están dotados de las más modernas tecnologías, lo que ha supuesto una inversión, durante los últimos cinco años, superior a los 40 millones de euros, incluido el nuevo edificio de la Comisaría General de Policía Científica, inaugurado hace un año, y que se ha convertido en uno de los más modernos y avanzados de Europa.

La introducción de la reseña biológica por la LO 10/2007 ha permitido obtener muestras de ADN de sospechosos, detenidos o imputados en delitos graves y, en todo caso, en hechos que afecten a la vida; la libertad; la indemnidad o libertad sexual; la integridad de las personas; el patrimonio o en casos de delincuencia organizada. Esta base de datos policial de identificadores obtenidos a partir del ADN ha sido otro de los factores que ha contribuido a la eficacia policial.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.