La Comunidad ha negado que vaya a recurrir la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) que se opone a la modificación del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) para aprobar la operación Mahou-Calderón. El TSJM ha establecido que los edificios que en el futuro se construyan en la zona no podrán tener más de cuatro plantas, para cumplir con la Ley del Suelo de Madrid.
 
En un comunicado suscrito por la consejera de de Medio Ambiente, Ana Mariño, se ha indicado que no se va a recurrir la citada sentencia. Este fallo anula una modificación del Plan General de Ordenacion Urbana de diciembre del 2009 que permitía edificar a alturas superiores a tres pisos, límite éste fijado por la propia Esperanza Aguirre, a través de la aprobación de la Ley del Suelo del 2007.

Los servicios jurídicos de la Comunidad recibieron este jueves la sentencia del TSJM, trasladada este viernes a la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio. La sentencia, a la que ha tenido acceso DIARIOJURIDICO, estima parcialmente el recurso presentado por la asociación de aficionados del Atlético de Madrid, Señales de Humo y cuestiona de alguna forma la viabilidad de construir en 175.000 metros cuadrados cerca de 2.000 pisos, algunos de ellos de diez alturas, además de crear zonas verdes, instalaciones de uso terciario y soterrar la M30 en esta parte de la ciudad.

A pesar de que la delegada de Urbanismo del Ayuntamiento de Madrid, Paz González, afirmó este jueves que el Consistorio, conjuntamente con la Comunidad, estudiaría la interposición de un recurso ante el Tribunal Supremo (TS), este viernes la Consejería que dirige Ana Isabel Mariño ha negado esa idea.

El fallo del  TSJM ha anulado parcialmente el acuerdo urbanístico en el ámbito Mahou-Vicente Calderón ya que la Ley del Suelo no permite una edificabilidad general superior a las tres plantas más ático. En la sentencia, el Tribunal recuerda que la Ley del Suelo únicamente permite superar esas alturas en el caso de edificios singulares.

Sobre el fallo el club rojiblanco que tiene previsto trasladarse a un modernizado estadio de La Peineta y aprovechar los terrenos donde se erige el Calderón para construir edificios. de hecho, las autoridades madrileñas aprobaron en diciembre de 2009 la operación, señaló a través de un comunicado que  el límite de construcción a cuatro alturas «no supone que no se puedan autorizar edificaciones en el ámbito por encima de ese límite legal de tres plantas más ático, pero precisa que ello deberá hacerse a través de una motivación individual para cada uno de los edificios». El club destacó además que la sentencia no afecta a sus planes porque el tribunal desestimó el resto de peticiones de la parte demandante

Por su parte, la parte demandante, la asociación Señales de Humo a través de su página web dejó claro que «El club Atlético de Madrid, en connivencia con los responsables políticos del Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid habían diseñado una operación, mala para los atléticos, mala para los madrileños, que sólo era beneficiosa para determinados particulares y que ahora se ha confirmado que vulnera la ley»

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.