La magistrada Susan Bolton rechazó la demanda entablada por Roberto Frisancho, residente del estado de Washington, que argumentó que debido a su origen hispano tendría muchas probabilidades de ser cuestionado sobre su estatus migratorio por autoridades en Arizona en un futuro viaje de trabajo a este estado.

Según un comunicado de la corte, Bolton determinó que la demanda de Frisancho estaba basada en especulaciones y que no pudo probar su caso en contra de la SB1070.

Ésta es una de siete demandas presentadas en contra de la ley que criminaliza a los indocumentados y que fueron interpuestas ante la Corte Federal en Arizona desde que fue ratificada por la gobernadora de ese estado, Jan Brewer, en abril pasado.

En julio, la juez Bolton suspendió temporalmente algunos de los elementos más controvertidos de la ley estatal, entre ellos una sección que obligaba a la Policía a verificar el estatus migratorio de las personas sospechosas de estar de manera ilegal en Estados Unidos.

Bolton permitió que otros puntos de la ley se implementaran comocastigar el transportar o albergar inmigrantes indocumentadosdesde el pasado 29 de julio cuando la SB1070 entró en vigor.

Otras seis demandas en contra de la SB1070 continúan su curso, entre ellas una entablada por el Departamento de Justicia de Estados Unidos y otra por una coalición de organizaciones civiles.

La gobernadora Jan Brewer apeló de inmediato la decisión de Bolton de suspender algunas de las secciones de la SB1070 ante el Circuito Nueve de la Corte de Apelaciones de EEUU con sede en California, la cual se espera escuche el caso el próximo mes de noviembre.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.