A pesar de la elevada deuda que tienen los españoles y que representa más del 60% de los depósitos, ésta se ha reducido con respecto al ejercicio anterior, ya que en septiembre de 2008 se situaba en 663.851 millones de euros, 5.900 millones menos que en este ejercicio.

En septiembre de 2008, empero, la deuda se incrementó en casi 35.000 millones de euros con respecto a septiembre de 2007, cuando la diferencia entre créditos y depósitos se situaba en 629.357 millones de euros.

Entre los factores que han provocado un descenso de la deuda se encuentra la necesidad de tener liquidez disponible por parte de las familias y empresas, que han incrementado sus ahorros, y el descenso en la concesión de créditos por parte de las entidades.

Por comunidades autónomas, Madrid era la región con un mayor importe en créditos (439.626 millones de euros), seguida de Cataluña, (347.478 millones de euros) y Andalucía (228.270 millones de euros).

Los ahorros de las familias y empresas madrileñas se situaban en 317.873 millones en el tercer trimestre, mientras que en Cataluña alcanzaban los 190.991 millones y en Andalucía, 103.656 millones de euros.

Las administraciones públicas lograron atesorar más dinero del que debían y en septiembre contaban con 79.984 millones de euros en depósitos, frente a los 58.453 millones de euros en créditos concedidos por los bancos, cajas y cooperativas de crédito.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.