Rubalcaba ha explicado que es una ley a la que “dan mucha importancia” ya que permitirá a cualquier ciudadano “tener el derecho a morir dignamente, que es tanto como decir morir sin dolor cuando la ciencia médica permite que así sea”.

Ha reconocido que “todo el mundo puede entender esta ley” porque “casi todo el mundo ha tenido alguna situación de la naturaleza que va a regular”.

“Se produce cuando alguien en el pasillo de un hospital recibe a un médico que le dice que un familiar, su madre, su hermano o su mujer, está muy mal, que se muere irremediablemente, y lo que es peor, nos tememos que lo va a pasar muy mal de aquí a que se muera, va a sufrir, y el familiar le dice al médico si no lo podemos evitarlo”, ha explicado Rubalcaba.

El vicepresidente primero del Gobierno ha asegurado que garantizará los derechos del paciente “por supuesto”, pero también los de los familiares y los médicos, insistiendo en diferenciar estas situaciones de la eutanasia porque ésta “es una decisión de alguien que sencillamente por la razón que quiera decide morirse”.

“Hoy la medicina tiene mecanismos para que la muerte que es inevitable se produzca dignamente, es decir sin sufrimiento y sin dolor para el paciente y sus familiares”, ha explicado.

Ha explicado que la regulación será similar a la de muchos países de Europa, “sin ir más lejos en Francia”, donde “tiene una excelente regulación” que “no tiene nada que ver con la eutanasia”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.