• Los tribunales españoles tienen la potestad de estudiar si la incorporación del IRPH a cada préstamo se hizo con los requisitos de transparencia que la normativa comunitaria establece
  • Afirma que la fórmula matemática de cálculo que sustenta el IRPH Cajas “resulta compleja y poco transparente para un consumidor medio”

 

IRPH - diario juridico

El abogado general del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), Maciej Szpunar, abrió el pasado martes las puertas a que los consumidores españoles con hipotecas referenciadas al IRPH puedan emprender acciones legales de reclamación por el sobrecoste asumido en sus cuotas. En concreto, establece que la fórmula de cálculo del IRPH Cajas resulta “compleja y poco transparente para un consumidor medio”, por lo que considera que las entidades deben “información suficiente” para que éste pueda tomar una decisión prudente y con “pleno conocimiento de causa”.

Por otra parte, es el juez nacional el que “debe comprobar, teniendo en cuenta el conjunto de circunstancias que rodearon la celebración del contrato” si éste exponía de “manera transparente el método de cálculo del tipo de interés”, de manera que el consumidor estuviera en condiciones de valorar “las consecuencias económicas que se derivaban del mismo”.

Para Patricia Suárez, presidenta de ASUFIN, el abogado general de la UE da una vez más la razón al Magistrado Orduña confirmando su voto particular en que se dejaba patente la falta de información por parte de las entidades bancarias que “no informaron a los consumidores de que con el índice IRPH pagaría más que con el Euríbor, al ser el resultado de la suma de este último, más diferencial, intereses y comisiones”.

Suárez añade que “la AEB y CECA aciertan en su análisis jurídico pero no en sus consecuencias: si los tribunales finalmente pueden valorar la transparencia de la comercialización de la cláusula IRPH, muy pocas entidades podrán demostrar que informaron correctamente por lo que se declararán nulas y se expulsarán del contrato”.

Por otra parte, desde ASUFIN se aconseja a quienes dispongan de un préstamo referenciado al IRPH hacer acopio de toda la documentación sobre el mismo con el fin de preparar reclamaciones de forma extrajudicial hasta que el TJUE dicte sentencia en los próximos meses. La presidenta de ASUFIN recuerda que “nuestra asociación ya tiene 5 demandas colectivas en marcha y centenas de demandas individuales, los afectados no pueden perder ni un minuto más para traer su documentación y empezar la reclamación.”

Finalmente, esta asociación se felicita de que “tras el mazazo que los consumidores y usuarios recibieron con el fallo de la sentencia del Tribunal Supremo el 14 de diciembre de 2017, era necesario que una voz en Europa se alzase y defendiese lo que cientos de abogados llevan defendiendo los últimos años ante nuestros colapsados tribunales, la necesidad de realizar un control de abusividad conforme a la Directiva 93/13 en torno al IRPH”.

El IRPH no es transparente y, por tanto, los jueces pueden estudiar si es abusivo o no, según el Abogado General de la UE