Ttribunal Supremo
El tribunal cuestiona el artículo 49.1 de la Ley de Economía Sostenible de 2011 que establece condiciones para aplicar la reducción del 40% de la renta gravable en la tributación.

El Tribunal Supremo ha planteado una cuestión de inconstitucionalidad contra una Ley del año 2011 que impuso retroactividad máxima a la tributación de las ‘stock options’* en el IRPF del trabajador para los periodos posteriores al 4 de agosto de 2004.

La Sala Tercera del TS señala en su auto que dicha disposición legal puede entrar en contradicción con el principio de seguridad jurídica proclamado en el artículo 9.3 de la Constitución. En concreto, el Supremo cuestiona la disposición 49.1 de la Ley de Economía Sostenible de 2011, que modificó la ley del IRPF de 2006 estableciendo condiciones para aplicar la reducción del 40% de la renta gravable en el caso de la tributación de las ‘stocks options’ que preveía esa misma Ley.

El alto tribunal considera que para resolver el recurso de una mujer que cobró y tributó por ‘stock options’ de su empresa en 2007, el Constitucional debe decidir primero si fue constitucional regular por ley en 2011, con retroactividad máxima (aplicable desde 2004), esas tributaciones.

Asimismo, el Supremo subraya que la Ley cuestionada dio cobertura legal a lo establecido en normas reglamentarias anteriores que habían sido anuladas por el propio Tribunal Supremo. El auto incluye el voto particular de uno de los siete magistrados, quien considera que no es procedente acoger la pretensión del demandante “pues a tenor de la Doctrina del Tribunal Constitucional, las dudas de constitucionalidad quedan despejadas”.


*Las ‘stock-options’ u opciones sobre acciones son un incentivo para trabajadores y directivos al permitirles comprar un número determinado de acciones de la empresa a un precio definido como prima o complemento retributivo.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.