Según la Comisión Europea, un planteamiento empresarial responsable significa un crecimiento económico mayor y más sostenible. Por este motivo la CE ha presentado una serie de medidas de apoyo al espíritu empresarial y la actividad económica responsable.

Una de ellas es la Iniciativa de Empresa Social que pretende contribuir a que este sector en ascenso aproveche su potencial sin explotar, con el complemento de una estrategia de responsabilidad social de las empresas dirigida a crear un alto grado de confianza de los consumidores y a mejorar la contribución de las empresas al bienestar de la sociedad.

Por otro lado, la Comisión también va a proponer la mejora de la transparencia y el fomento de las actividades económicas sostenibles entre las multinacionales. Según este principio, las empresas mineras y forestales tendrán que ser más abiertas en lo relativo a los impuestos, cánones y primas que pagan en todo el mundo.

Por último, la Comisión va a proponer que se simplifiquen las normas de contabilidad para las PYME, lo que les puede permitir ahorrar hasta 1.700 millones de euros al año. Las propuestas pretenden reducir también las onerosas obligaciones de notificación de las empresas que cotizan en bolsa, incluidas las PYME, lo que aumentaría los ahorros de costes.

Fomento de las actividades económicas sostenibles:

Para aumentar la transparencia de los pagos de las industrias extractivas y madereras a las administraciones de todo el mundo, la Comisión ha propuesto la introducción de un sistema de información desglosada por países (country-by-country reporting, CBCR).

Este sistema se aplicará a las grandes empresas privadas de la UE que coticen en bolsa en la Unión y cuyas actividades pertenezcan a los sectores del gas, los hidrocarburos, las minas o la explotación de bosques. El concepto de CBCR es distinto al de elaboración periódica de informes financieros, ya que presenta la información financiera correspondiente a cada país en que opera una empresa en vez de una sola serie de datos mundiales. A fin de abarcar los diversos tipos de empresas activas en esos sectores en el marco del sistema CBCR, la CE va a proponer una revisión de la Directiva sobre transparencia (2004/109/CE), de manera que cubra las empresas que cotizan en bolsa, y las Directivas sobre contabilidad (78/660/CEE y 83/349/CEE), para que abarquen las grandes empresas que no cotizan en bolsa.

Además, la revisión propuesta de Directiva sobre transparencia pretende impedir que los inversores se hagan secretamente con una participación de control en una empresa cotizada en bolsa («titularidad oculta»), práctica que pueden dar lugar a situaciones de abuso del mercado, a un bajo nivel de confianza de los inversores y a la alteración de las intenciones de estos. Con arreglo a la propuesta de la Comisión, los inversores tendrán que notificar todos los instrumentos financieros que tienen el mismo efecto económico que la posesión de acciones.

Facilitación del espíritu socioempresarial:

La Iniciativa de Empresa Social incluye una serie de medidas encaminadas a apoyar el desarrollo del las empresas europeas que representan la economía social. En este sentido, propone maneras de mejorar el acceso de las empresas sociales a la financiación, medidas para aumentar la visibilidad y un entorno normativo simplificado, incluida una futura propuesta de Estatuto de la Fundación Europea, la próxima revisión de las normas en materia de contratación pública y ayudas estatales a los servicios sociales y locales.

Reducción de la burocracia para las PYME:

Al proponer la modificación de las Directivas sobre contabilidad (78/660/CEE y 83/349/CEE), la Comisión persigue reducir la carga administrativa de las pequeñas empresas, lo que implicaría un ahorro potencial de costes para las PYME de 1.700 millones de euros al año.

Además, con arreglo a la revisión propuesta de la Directiva sobre transparencia (2004/109/CE), las empresas que cotizan en bolsa, incluidos los pequeños y medianos emisores, dejarían de estar obligadas a publicar información financiera trimestral, lo que contribuiría a generar nuevos ahorros y a desalentar el cortoplacismo en los mercados financieros.

Cabe decir que las propuestas de revisión de las Directivas sobre contabilidad y de la Directiva sobre transparencia se someterán ahora al examen del Parlamento Europeo y del Consejo de Ministros de la UE para su adopción. La Comunicación sobre el empresariado social constituye el punto de partida de una serie de iniciativas legislativas y no legislativas que se sucederán a lo largo de los dos próximos años y sobre las que se hablará en la conferencia sobre la economía social y las empresas sociales que se celebrará en Bruselas el 18 de noviembre de 2011 bajo el auspicio de la Comisión Europea.

Puedes descargarte las últimas medidas de fomento de la RSE, aqui http://ec.europa.eu/enterprise/policies/sustainable-business/files/csr/new-csr/act_en.pdf

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.