Los fiscales encargados del caso serán Luis Pastor y Luis Rodríguez Sol, quienes todavía no han iniciado las actuaciones, por las que podrían llamar a declarar a Moltó y a los miembros del consejo de administración que estaban al frente de la caja hasta su intervención por parte del Banco de España el 29 de marzo de 2009, según las mismas fuentes.

La investigación de Anticorrupción se inicia a instancias de la Fiscalía General del Estado tras recibir un informe elaborado por los inspectores del Banco de España, en el que se describen las presuntas irregularidades en la gestión que podrían haber cometido los antiguos directivos.

El Banco de España sitúa las irregularidades cometidas por los antiguos gestores de CCM en la concesión de créditos a varias empresas del sector inmobiliario, así como en la financiación del aeropuerto de Ciudad Real o la compra de acciones de Colonial, según adelanta ‘El Mundo’.

La apertura de esta investigación, que tratará de averiguar si los principales responsables de CCM ocultaron la situación de insolvencia de la entidad, podría derivar en la presentación de una querella contra ellos ante los tribunales penales.

Tras la intervención de marzo de 2009, el Banco de España cesó al presidente de la caja y ex diputado socialista, así como al resto de la cúpula de CCM y los depósitos de la entidad fueron garantizados por el Fondo de Garantía de Depósitos.

La caja de ahorros recibió una garantía estatal de 3.000 millones de euros para evitar su quiebra, seguida de una inyección de capital de 1.300 millones del Fondo de Garantía de Depósitos de las Cajas, una aportación de liquidez de 350 millones y una ayuda para hacer frente a los activos deteriorados que consiste en una garantía de aproximadamente 2.500 millones, según los datos facilitados a la Comisión Europea.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.