Mariano DuránEl Ilustre Colegio de Abogados de Valencia (ICAV) celebró, el pasado viernes, la incorporación de 130 nuevos letrados valencianos. El Palacio de Congresos albergó la solemne ceremonia de jura o promesa del cargo, en el que los nuevos profesionales de la abogacía se han comprometido a cumplir las normas de la profesión y a defender los intereses de los ciudadanos.

La ceremonia estuvo presidida por el Decano del ICAV, Mariano Durán, el Vicedecano, Rafael Bonmatí y los Diputados de la actual Junta de Gobierno del ICAV. Como invitados de honor asistieron: Pilar de la Oliva, Presidenta del TSJ; Pedro Viguer, Juez Decano de Valencia; Antonio Gastaldi, Secretario Autonómico de Justicia; Antonio Montabes, Fiscal Superior del TSJ; Vicente Garrido, Presidente del Consejo Jurídico Consultivo, Carmen Llombart, presidenta de la Audiencia Provincial de Valencia y Elena Olmos, Decana de la Facultad de Derecho, entre otras autoridades.

El Decano del ICAV, Mariano Durán, explicó durante su intervención que la abogacía asume todos los derechos y deberes “que nos corresponden en defensa de los derechos de nuestros conciudadanos, que se construyen sobre dos planos complementarios; la libertad e independencia y la responsabilidad”. El Decano añadió: “La independencia es una de las grandezas de la profesión. No estamos sujetos a directrices ni a presiones, ni de los poderes públicos ni del propio cliente”.

El Decano se refirió también en su discurso al tema de las tasas judiciales y al papel actual de los colegios profesionales. “En este momento en el que el ciudadano soporta unas tasas insoportables, viendo entorpecido el acceso a la justicia, la abogacía se ha alzado en su defensa”. Respecto a los colegios, Mariano Durán, indicó que el papel del Colegio de Abogados excede los intereses profesionales para prestar un servicio a la sociedad. “En este momento en que todo se cambia con una prolija actividad legislativa, nosotros apostamos por defender nuestra esencia: el Derecho de Defensa y con ello, al ciudadano y al Estado de Derecho”.

En el transcurso del acto, se entregó también la Gran Cruz al Mérito al servicio a la Abogacía Valenciana a Fernando Alandete y la Medalla al Mérito al servicio a la Abogacia Valenciana, a Pedro Yúfera. Asímismo, el Decano del ICAV entregó diplomas a seis alumnos de la Escuela de Práctica Jurídica del ICAV, con calificación de excelente.

Por otra parte, el Presidente de la Sección de Abogados del Turno de Oficio, Salvador Luis Aubán, recibió un diploma y una placa conmemorativa por la obtención del Premio de Derechos Humanos 2013 a la citada Sección, a propuesta de la Sección de Extranjería y Derechos Humanos y acordado por unanimidad en Junta de Gobierno.

La concesión de este premio este año, en el vigésimo aniversario del establecimiento del mandato del Alto Comisionado para los Derechos Humanos, tiene como fin reconocer la labor social que desarrollan los letrados que prestan este servicio en defensa de los derechos de los más desfavorecidos. Este trabajo ha contribuido de forma relevante en la lucha contra la injusticia y a la defensa de los Derechos Humanos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.