En su conjunto, 92 países ya han abolido la pena capital para todos los delitos, mientras que 46 son considerador abolicionistas. En total, 138 naciones son abolicionistas frente a 59 que aún implementan la pena de muerte.

En este sentido, cinco aglutinaron el 93% de todas las ejecuciones en 2008: China, Irán, Arabia Saudí, Pakistán y EEUU.

Por continentes, en Europa y América, sólo dos países continúan aplicando la pena capital: Bielorrusia y EEUU.

En EEUU algunos estados introdujeron proyectos abolicionistas, lo que contrasta con el apoyo que la pena capital ha recibido en países caribeños como Bahamas o Trinidad y Tobago, donde se reclama la pena de muerte como una medida para frenar la delincuencia.

Por su parte, Asia llevó a cabo más ejecuciones que el resto del mundo en su conjunto, el 76% del total, en particular China, donde al menos 1.718 personas fueron ejecutadas y más de 7.000 fueron condenadas, según AI.

Sin embargo, un informe de esa ONG estima que esas cifras son mínimas, pues en países como Corea del Norte, Bielorrusia, Mongolia y China muchas ejecuciones se llevan a cabo en secreto y sin transparencia.

En el Medio Oriente y Norte de África, la región donde se llevó a cabo el 21% de las ejecuciones el año anterior, la ONU logró un avance tras la firma de la Declaración de Alejandría, que insta a los países de la Liga Árabe a abolir la pena de muerte y a garantizar que ésta no se aplique a menores de edad.

Sin embargo, en nueve países de esta región se llevaron a cabo al menos 508 ejecuciones, entre ellas 346 en Irán y 102 en Arabia Saudí.

El descenso de las ejecuciones en EEUU, que se situaron en 37 durante, la cifra más baja desde 2005, contrasta con el aumento en países como Japón o Arabia Saudí, donde se han incrementado.

En cuanto al África Subsahariana, sólo dos ejecuciones tuvieron lugar en 2008, una en Bostwana y otra en Sudán, aunque Liberia introdujo la pena capital para los delitos de secuestro de aviones, terrorismo y robo. Por el contrario, dos países asiáticos abolieron la pena capital, Uzbequistán y Kazahastán.

Según el Centro de Información sobre la Pena de Muerte (CIPM), los casos de pena capital exigen más gastos al estado que los del resto de convictos.

En EEUU el Estado de California, donde hasta el diciembre del año pasado 670 presos se encuentran en el corredor de la muerte, las autoridades han calculado que el estado gasta 90.000 dólares más cada año en cada uno de ellos respecto al resto de convictos.

Además del coste económico, organizaciones abolicionistas como AI denuncian que en los países en donde aún se aplica la pena capital no existe la presunción de inocencia, como en China, los delitos ‘cibernéticos’ son castigados con la muerte, como en Pakistán e Irán, no se concede derecho a un abogado ni a un juicio justo y, en algunos casos, se ignora el hecho que los condenados sufran alguna enfermedad mental.

Por otra parte, la corrupción también juega un papel relevante en el proceso de la pena capital. “Tenemos pruebas fehacientes que sugieren la participación de la Policía (china), de los tribunales y de los hospitales en el comercio de órganos” (de personas ejecutadas), afirmó un investigador de AI en Hong Kong al periódico estadounidense USA Today.

Entre los métodos utilizados para ejecutar la pena capital se encuentran la decapitación (Arabia Saudí), el ahorcamiento (Japón), la inyección letal (EEUU), el arma de fuego (China) y la lapidación (Irán).

En China, las autoridades instauraron en 2004 las ‘cámaras de ejecución móviles’ en las que se implementa el método de la inyección letal y que son capaces de desplazarse a distintas ciudades. Estas cámaras móviles han sido implementadas como alternativa al pelotón de fusilamiento, que, hasta 2004 constituía el método más utilizado por las autoridades chinas.

1 Comentario

  1. Pena de muerte: de la decapitación saudí a las cámaras móviles chinas…

    En 2008 unas 2.400 personas fueron ejecutadas en 25 países. Al menos 8.864 fueron condenadas a muerte en 52 naciones. Frente a las 1.252 ejecuciones y 3.347 sentencias de 2007, según Amnistía Internacional (AI). En su conjunto, 92 países ya han abo…

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.