El presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy, afirmó ayer  que los objetivos prioritarios de España deben ser “sanear las cuentas públicas y no incrementar la deuda”, para lograr el crecimiento económico y la creación de empleo. Asimismo, ha defendido “la oportunidad” que supone el euro para la Unión Europea, pero recuerda que “hay que hacer bien las cosas”, lo que implica que las Administraciones Públicas no gasten más de lo que tienen y se “aprieten el cinturón”, como han hecho familias, empresas y autónomos.

“Europa debe avanzar en la unión política y en la gobernanza económica de la Unión Europea, sobre la base de más Europa, más convergencia y más unión política”, señaló

El presidente del PP destacó además que “el objetivo fundamental de España debe ser salir cuanto antes de la crisis, crecer económicamente, crear empleo y acercar nuestros niveles de bienestar y riqueza al de países donde hay más progreso de la UE”.

Tras reunirse con el presidente de la República de Portugal, Anibal Cavaco Silva, en el Palacio de Belem de Lisboa, Rajoy recordó que la Unión Europea “nos exige determinados niveles de déficit” y que por este motivo, el propio Gobierno de España ha pedido que dicho déficit no se aumente,  y que las comunidades autónomas lo reduzcan. En este sentido, destacó que en algunos casos, como en Castilla-La Mancha, la herencia recibida de los anteriores gobiernos socialistas ha sido “triste” y que por ello, hay que hacer ahora un esfuerzo que suponga “sembrar hoy para recoger mañana”, al tiempo que se puedan mantener las políticas sociales

Rebaja impuestos

Por su parte, la portavoz adjunta del Grupo Popular, Fátima Báñez, dijo ayer  que ante la crisis económica habría que bajar los impuestos a las pymes y a los autónomos. Báñez hizo estas declaraciones acompañada del presidente de la patronal de las pymes (CEPYME), Jesús Terciado, tras reunirse con la portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría.

La dirigente popular denunció que “el Ejecutivo no haya sido capaz de incorporar en ninguno de los reales decretos últimos la medida propuesta por el PP y aprobada por unanimidad en la Cámara para que estas empresas no paguen el IVA de las facturas que todavía no han cobrado”.

Esta iniciativa, añadió “aliviaría la situación de escasa financiación que padecen las pymes pero el Ejecutivo que dirige José Luis Rodríguez Zapatero no ha sido capaz de llevarla a cabo”.

“Habría que estar hoy bajando selectivamente los impuestos a las pymes y a los autónomos de este país para que nos saquen de la crisis y el Gobierno ha hecho totalmente lo contrario: subírselos y eso ha sido muy grave para iniciar la recuperación” aseguró.

La portavoz adjunta del Grupo Popular sostuvo que si se apoya a las pymes se saldrá de la crisis y se ha referido, concretamente, a la reforma constitucional para que “nadie gaste más de lo que ingresa y conseguir cuanto antes la recuperación, el crecimiento y el empleo”.

El presidente de CEPYME también aplaudio este paso ante la necesidad imperiosa de mejorar el crédito para las pequeñas y medianas empresas de este país. Báñez recordó que uno de los temas que más preocupa a las pymes es el acceso a la financiación, a la que tienen mucha dificultad en llegar más del 87 % de las empresas, y la morosidad.

En esta línea, subrayó  que solucionar esta situación solo se logrará “con una buen gestión transparente y responsable de las administraciones públicas”.

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.