Reclamación vuelos y derecho a compensación

Los retrasos en el sector del transporte aéreo son algo bastante común en los aeropuertos de todo el mundo, pero eso no significa que los pasajeros tengan estar expuestos a estos imprevistos sin recibir indemnizaciones. Para proteger los derechos de los pasajeros, la Unión Europea ha establecido una serie de compensaciones que las compañías aéreas tienen que pagar ante la reclamación de vuelo de un pasajero.

Paradójicamente, en la mayoría de los casos los viajeros afectados por retrasos aéreos no reclaman, ya sea por desinformación, por falta de tiempo o por falta de confianza en las aerolíneas.

Si alguna vez te ha afectado el retraso de un vuelo o una cancelación y no has reclamado tu compensación, es posible que aún estés a tiempo para obtener el reembolso que te corresponde. Te indicamos a continuación cómo puedes saber si tienes derecho a un reembolso y qué necesitas para reclamar vuelos.

Conoce y comprueba tu derecho a compensación

¿Sabías que por el retraso de un vuelo podrías tener derecho a una indemnización de hasta 600 euros? Esto es lo que prevé el Reglamento 261/2004 en Europa que también establece cómo calcular las compensaciones, las situaciones específicas en las que el pasajero tiene derecho a recibir asistencia, información y reembolsos.

Saber que existe esta normativa es una gran ventaja para quién viaja con una compañía aérea desde o hacia un aeropuerto UE (Suiza, Noruega, Finlandia y región ultraperíferica incluidos), porque podrán acogerse a sus artículos para reivindicar sus derechos en caso de interrupciones de viaje.

Por este motivo, las asociaciones de consumidores y especialistas en derechos de los pasajeros hacen lo posible para difundir información relacionada.

Algunas compañías de reclamación de vuelos como AirHelp, por ejemplo, ofrecen información gratuita en sus webs para ayudar a los usuarios a entender y reivindicar lo que les corresponde en caso de:

Además, para que sea más fácil comprobar tus derechos y evitar los tecnicismos de las normativas del sector, sus expertos han desarrollado una calculadora que te ayuda a comprobar tu compensación en apenas unos minutos.

Eso sí, siempre es conveniente recordar que si la interrupción de tu vuelo se ha producido por causas de fuerza mayor la aerolínea no está obligada a pagar indemnizaciones.Estas circunstancias se indican por ley como causas extraordinarias y a continuación damos algunos ejemplos:

  • Cancelaciones y retrasos producidos por mal tiempo. Se consideran tales las condiciones climáticas adversas e imprevisibles por las que la compañía aérea no dispone de las medidas de seguridad para operar y que pueden representar un peligro para los pasajeros y la tripulación.
  • Interrupciones de vuelo debidas a huelgas. En este caso, el reglamento CE 261 contempla las huelgas de los operadores aeroportuarios, pero no las huelgas de los empleados de una aerolínea. En este último caso, las acciones de los dependientes quedan una responsabilidad de la compañía aérea, por lo que esta tendrá que responder a los perjuicios causados a los viajeros.
  • Situaciones de inestabilidad política en el país de salida o destino del vuelo.
  • Sabotaje, terrorismo, epidemias, etc.

Una vez comprobados tus derechos y verificado que el retraso no haya sido causado por factores de fuerza mayor, el pasajero tiene hasta 3 años desde la fecha del vuelo para poner una reclamación, paso imprescindible para obtener lo que le corresponde.

¿Cómo reclamar una compensación?

Para reclamar una compensación por el retraso de un vuelo hay que reunir la documentación necesaria:

  • Copia de los documentos de identidad del viajero.
  • Tarjeta de embarque del vuelo retrasado.
  • Formulario de reclamación rellenado en cada parte y con los adjuntos solicitados por la aerolínea.
  • Si posible, un informe sobre las causas que han provocado la incidencia.

Toda la documentación se tramitará siguiendo las indicaciones de la aerolínea con la que se haya producido el retraso, en caso el pasajero desee gestionar la demanda personalmente. De lo contrario, podrá contratar los servicios de compañías o profesionales especializados en reclamación de vuelos.

Hoy día tan solo con un móvil y una conexión wifi podrás acceder a fuentes de información fiable y gestionar tus reclamaciones directamente desde el aeropuerto, si quieres. Y si te falta el tiempo delega a alguien para que se ocupe de reclamar por ti, pero ¡no renuncies a tus derechos!.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.