El proyecto suprime la excepción a la exigencia de patente única para la circulación de vehículos nuevos adquiridos en Chile.

Solo estarán exceptuados los automóviles nuevos de casi cuatro mil kilos que se dirijan a las concesionarias para ser vendidos.

Hasta el 22 de diciembre tendrán plazo los senadores y el Ejecutivo para presentar indicaciones al proyecto que suprime la excepción a la exigencia de patente única para la circulación de vehículos nuevos adquiridos en Chile.

Con 22 votos a favor y uno en contra, la Sala aprobó la idea de legislar el proyecto en la pasada sesión ordinaria. De esta forma, la Comisión de Transportes y Telecomunicaciones deberá ahora realizar el estudio del articulado de la propuesta.

La iniciativa de origen parlamentario, que cursa su segundo trámite, establece básicamente lo siguiente:

“Todo vehículo motorizado nuevo que se comercialice en el país deberá entregarse por parte de los comercializadores, con su solicitud de inscripción en el Registro de Vehículos Motorizados del Servicio de Registro Civil e Identificación realizada y con las placas patentes únicas instaladas.

Los vehículos nuevos con peso bruto vehicular igual o superior a 3.860 kilogramos, que solo puedan desplazarse por sus propios medios y únicamente para fines de traslado a dependencias del comercializador, podrán circular sin el uso de la patente única mediante un reglamento.

El comercializador que entregue un vehículo nuevo sin su solicitud de inscripción en el Registro de Vehículos Motorizados del Servicio de Registro Civil e Identificación o sin tener la placa patente única instalada, será sancionado con multa de 10 a 50 unidades tributarias mensuales”.

La presidenta de la Comisión de Transportes, la senadora Ximena Órdenes explicó que se trata de una moción surgida en la Cámara Baja.

Explicó además que la norma busca modificar las condiciones bajo las cuales hoy los vehículos pueden circular sin patente considerando los hechos delictuales que se han multiplicado.

En la misma línea, el ministro (S) de Transporte, Cristóbal Pineda manifestó que el proyecto se alinea en la política de seguridad vial, recordando que la no identificación de los vehículos genera problemas de fiscalización para las policías. Así aseguró que ahora los comercializadores serán responsables de la obligación.

A la hora de fundamentar su voto, hicieron uso de la palabra los siguientes senadores:

JOSÉ MIGUEL DURANA: “Este proyecto debe apoyarse pero creo que debe revisarse lo que ocurre en las zonas franca. No se puede multar a los comercializadores de estos lugares porque muchas veces las leyes se generan pensando en Santiago. Creo que debe resolverse esto en indicaciones”.

XIMENA ÓRDENES: “Todas las semanas escuchamos de delitos que involucran autos, muchos de los cuales circulan sin patentes. Ha aumentado esta conducta de 48 a 140 casos al año. Se hace necesario extender esta prohibición a todo tipo de automóviles con la sola excepción de los nuevos de peso pesado que se dirigen a las comercializadoras”.

JUAN LUIS CASTRO: “El delito en un vehículo sin patentes o el retiro de ellas es habitual. En este proyecto, se termina con la excepción de los vehículos nuevos de circular 5 días sin placas patentes. Creo que es un avance que hay que apoyar”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.