La Comisión Nacional de la Competencia (CNC) ha creado, por primera vez en su historia, un concurso para premiar a las administraciones públicas españolas más procompetitivas. Con motivo del 50 aniversario de la creación de la autoridad española, la CNC, que ya ha abierto el plazo para presentar las candidaturas, quiere a través de esta prueba otorgar un reconocimiento público a las administraciones públicas de cualquier nivel –locales, autonómicas o estatales-.

El objetivo es premiar a las administraciones que se hayan distinguido por reducir o eliminar las barreras injustificadas a la competencia en su ámbito de actuación, reformar la regulación o las prácticas administrativas para incrementar la competencia en un determinado sector, eliminar licencias y reservas de actividad para el ejercicio de determinadas actividades, eliminar regulaciones de precios en sectores en los que es posible el juego de la competencia, realizar la transposición más ambiciosa de la Directiva de Servicios o introducir mejoras en los procedimientos de contratación pública destinadas a aumentar la competencia de los mismos.

El próximo 20 de abril es el plazo máximo para presentar candidaturas a este particular concurso. Los tres premiados recibirán, además, de esta distinción, el reconocimiento público en un acto que tendrá lugar el próximo 8 de mayo en la sede de la CNC.