La Sala de Gobierno de la Audiencia Nacional adopta oída la ponencia, y por unanimidad, el siguiente Protocolo de acceso de testigos e imputados a la sede de los órganos de la jurisdicción penal de este Tribunal, en los siguientes términos:

1.- Con carácter general todos los testigos, imputados y acusados citados en la Audiencia Nacional, por los Juzgados Centrales de Instrucción, Juzgado Central de lo Penal y Sala de lo Penal, en la oportuna fase procesal competencia de los mismos, accederán por la puerta destinada para el público.

2.- Excepcionalmente, en la fase de instrucción, será el juez central competente quien, en cada caso concreto, conocerá y autorizará el acceso por zona restringida, siempre a petición del interesado, nunca de oficio. Y ello como consecuencia de gravitar sustancialmente razones de orden jurisdiccional. No obstante lo anterior, considerando que igualmente concurren razones de orden público y seguridad, dicho acuerdo deberá ponerse inmediatamente en conocimiento del Excmo. Sr. Presidente de la Audiencia Nacional que resolverá lo que proceda de conformidad a los arts. 160.11 LOPJ Y art. 54.1-k Reglamento del CGPJ 1/2000.

3.- Con cada petición de las indicadas en el párrafo anterior, y previamente a la resolución allí consignada, se podrá interesar de los servicios de seguridad de la Audiencia Nacional el oportuno informe que tendrá carácter consultivo.

4.- Quienes ostenten la condición de testigos protegidos, en cualquiera de las fases procesales, podrán acceder por  zona restringida, solicitándolo previamente, y poniéndolo, bien el Juzgado competente, bien el Presidente de la Sección de la Sala de lo Penal que se trate, en conocimiento de los servicios de seguridad de la Audiencia Nacional. En este supuesto no se requerirá resolución judicial consecuencia del especial estatus ya reconocido, bien por el Juzgado, bien por el Tribunal.

5.- En atención a las circunstancias concurrentes y para no interferir el normal desarrollo de la actividad diaria del juzgado, el juez instructor podrá, en cada caso concreto y valorando los derechos en conflicto, establecer los criterios de acceso y permanencia del público y/ o de la prensa en las zonas comunes del juzgado. Por razones jurisdiccionales, orden o seguridad pública, o para desarrollar bien el trabajo, el juez podrá limitar o restringir el acceso a la planta de su juzgado ante determinadas comparecencias. En este caso, tal circunstancia se deberá poner en conocimiento del Excmo. Sr. Presidente de la Audiencia Nacional.

Con este tipo de medidas se pretende evitar situaciones como la surgida el pasado 17 de mayo durante la declaración de la mujer del extesorero del PP Luis Bárcenas, que entró y abandonó el tribunal por el garaje y utilizando su vehículo particular.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.