La investigación concluye que más del 70% tiene una visión negativa de las actuaciones del Ejecutivo español frente a menos del diez por ciento, que cree que la reacción fue buena.

La situación se repite en el caso de la actuación de los bancos centrales, ya que más de la mitad de los españoles cree que las acciones del BCE, Banco de Inglaterra y la Reserva federal estadounidense no fueron apropiadas con respecto a los desafíos de la recesión económica, frente a un porcentaje menor al 10% que cree que si que lo fueron y a un 40% aproximadamente que no se muestra seguro en sus respuestas.

El sondeo, elaborado a partir de una muestra de 6.362 ciudadanos de Francia, Alemania, Italia, España, Reino Unido y Estados Unidos, muestra, en términos generales, una peor opinión de los ciudadanos europeos que de los ciudadanos estadounidenses, quienes valoran mejor las actuaciones de su Gobierno en materia económica y la respuesta de los bancos centrales desde que comenzó la administración de Obama.

El 16% de los estadounidenses encuestados califica de buena la gestión del Gobierno de Obama comparado con el apoyo del 4% que alcanzó el pasado mes de noviembre la administración Bush.

El aumento del descontento de los ciudadanos con respecto a las respuestas de su Gobierno a la crisis es particularmente acusado en Francia, donde los encuestados se postulaban en el anterior sondeo como los más generosos de Europa con el Ejecutivo de Nicolás Sarkozy.

Concretamente, ahora sólo el 8% de los ciudadanos franceses cree que el Ejecutivo Francés capeó bien la crisis frente al apoyo del 23% alcanzado el pasado mes de noviembre.

Los alemanes siguen siendo los menos críticos con su Gobierno aunque la credibilidad del Ejecutivo ha resultado erosionada en torno a las elecciones generales del próximo mes de septiembre. Sólo en Italia la valoración de los ciudadanos permaneció estable con respecto a los resultados del sondeo anterior, publicado en noviembre.

No obstante, crece el apoyo de los ciudadanos a las actuaciones de los bancos centrales, con uno de cada cinco ciudadanos emitiendo una valoración favorable, una proporción mucho mayor a la emitida el pasado mes de agosto, unas semanas antes de que el colapso financiero de Lehman Brothers agravara la crisis financiera y produjera agresivos recortes de tipos en ambos lados del Atlántico.

Los ciudadanos británicos han mostrado más respaldo al Banco de Inglaterra (BoE) que en otros países, con un 28% de los ciudadanos a favor de las actuaciones de la institución presidida por Mervyn King.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.