Como el lector de DIARIOJURIDICO recordará aquel ocho de agosto del 2011  los decanos del Colegio Notarial del País Vasco, Manuel López Pardiñas, y del Colegio Notarial de Cataluña, Joan Carles Ollé Favaró fueron elegidos presidente y vicepresidente, respectivamente, del Consejo General del Notariado  cubriendo la dimisión de Javier Guerrero, decano del Colegio de Las Palmas, y presidente de la institución notarial hasta aquel entonces. Con esa elección se ponía fin a un periodo en el que las disensiones en el seno de los colegios notariales eran más que evidente. “Ahora, tras el Congreso Nacional celebrado el pasado mes de septiembre en Sitges – comenta Joan Ollé, estamos trabajando en reforzar la unidad interna del notariado desde la mejora de la democracia interna de nuestro colectivo. Otros asuntos que nos preocupan es la sostenibilidad de las notarias, muy castigadas por la crisis y mantener la línea de colaboración con la Administración, sobre todo en lo referido a la prevención del fraude fiscal y el blanqueo de capitales”

En este contexto marcado por la crisis y la anunciada desjudicialización que quiere impulsar la administración de Justicia parece clave el papel del notario, profesional de sobrada cualificación de cara a ser sujeto activo en el impulso de las soluciones extrajudiciales en nuestro país. “Con la última reforma de la Ley de Arbitraje del abril del 2003, es evidente que el papel del notario como árbitro está más que justificado, explica el nuevo vicepresidente del Consejo del Notariado, “ya colaboramos en este sentido con diferentes tribunales arbitrales de Barcelona y Zaragoza, en este sentido. “. Desde su punto de vista resulta fundamental que el nuevo Gobierno que salga de las urnas el próximo 20N aborde este tema de forma directa e impulse una nueva Ley de Jurisdicción Voluntaria “una ley que espero que se consensúe con el resto de operadores jurídicos y en la que el notario sea parte activa, como ya lo es en las declaraciones de herederos”. Ollé también muestra supreocupación por las carencias de la Ley Concursal, una reforma que “ha perdido la oportunidad de regular la refinanciación de particulares y familias insolventes, un problema social cada vez más importante”.

 Nuestro entrevistado es  el Vicepresidente del Consejo General del Notariado desde el pasado mes de agosto  y Decano del Colegio Notarial de Cataluña desde hace tres años. Nacido en Ulldecona (Tarragona) hace 52 años, es Licenciado en Derecho y Filología Hispánica por la Universidad Central de Barcelona. Notario desde 1985, anteriormente tuvo plaza en Tárrega, Figueres y Badalona.

Actualmente, y desde 1997, en Barcelona es Presidente del Grupo de Trabajo en el Ámbito Jurídico de la Generalitat de Cataluña. Presidente del grupo de trabajo encargado de armonizar el Código Civil catalán y  Vicepresidente de la Asociación Intercolegial de Colegio  Profesionales de Cataluña

También ocupa el cargo de Presidente de la Fundación de los Notarios de Cataluña,  la entidad sin ánimo de lucro que ayuda y da soporte a colectivos desfavorecidos y vulnerables, y que difunde la aportación social de la figura del notario par con los ciudadanos. Es profesor del Departamento de Derecho Civil de la Universitat  Pompeu Fabra. Secretario de la Asociación Catalana para el Arbitraje y  miembro del Consejo Rector del Observatorio de Derecho  Privado de la Generalitat de Cataluña

Otros datos a destacar es que fue miembro de la Comisión redactora del Libro IV de Sucesiones del Código Civil de Cataluña; también ha participado en diversas jornadas, congresos, ponencias y mesas redondas sobre Derecho Civil catalán  Tambien resaltar que en 2009 se publicó en los Anales de la Academia Matritense del Notariado su conferencia sobre “La Reforma del derecho de Sucesiones en Cataluña”

Tiene un presencia activa en sectores diversos de la sociedad civil catalana:

Es miembro del Patronato de diversas Fundaciones del ámbito cultural, como Fundació Enciclopèdia Catalana y formó parte de la Comisió Estatutaria Barça Segle XXI, que redactó los vigentes Estatutos del FC.Barcelona, entidad con la que ha colaborado en diversos ámbits

Sr Olle. Al hablar de la crisis, da la sensación que este es un buen momento para buscar nuevas oportunidades de negocio para los notarios…

Preferimos no presentar nuestra actividad como negocio… Ejercemos más una función pública  como competencia nuestra al tener un carácter mixto de funcionario público y profesional del derecho.  Realmente el arancel cubre la actividad del notario y el mantenimiento de su oficina. Pero de ahí a considerarlo como negocio…

Hecha esta aclaración pensamos que la sociedad actual está sometida a nuevos retos y se abren nuevas expectativas donde podemos ser protagonistas y útiles a la sociedad.

Es un momento de desjudicializar muchas materias como solución alternativa a los conflictos.  La necesidad está ahí los juzgados están colapsados por lo que creo que instituciones jurídicas como la nuestra pueden ser de gran ayuda.  La verdad que el notario muchas veces impulsa la justicia preventiva y en muchos casos evitamos el conflicto al dar asesoramiento e informar a las partes de sus derechos y obligaciones.

En el terreno del arbitraje es clara nuestra proyección. La nueva reforma de la ley de abril del 2003 abre la puerta a que un colectivo como los notarios puedan ser árbitros de derecho al introducirse el término jurista como elemento clave para ser árbitro. Creo que por nuestra preparación técnica y por el carácter mixto del que antes hablábamos podemos tener un papel importante en este sentido.

Y en el campo de la mediación, igual. Esperamos que la próxima legislatura podamos contar con una Ley estatal sobre estos temas, así como una Ley de Jurisdicción Voluntaria que ayude a desjudicializar ciertas materias no contenciosas que puedan ser ejercidas por otros profesionales.  Materias como las declaraciones de herederos;  ya entrarían en este ámbito y creemos que puede haber otras competencias.

¿Entraría en el proyecto futuro del notariado crear una Corte Arbitral Propia?

Puede ser un tema a considerar en el futuro, pero aún está en periodo de reflexión.  Podría tener una salida a nivel de comunidades autónomas o que tuviera un carácter estatal. En la actualidad,  ya colaboramos en algunas comunidades autónomas con diferentes tribunales arbitrales. Asi lo estamos haciendo ya con el TAB  en Barcelona y en Zaragoza con un tribunal similar.  De momento lo que hacemos en estos tribunales es potenciar la figura del notario como árbitro. Hasta ahora estamos bastante satisfechos de nuestra participación en estas instituciones arbitrales.

El papel de notario como árbitro es muy específico en ciertos ámbitos; tenemos un conocimiento amplio del derecho de familia y derecho de sucesiones; también del derecho mercantil son materias en las que tenemos una gran proximidad a familias y al propio mundo de la empresa podemos ejercer ese papel.

¿ Que le parece  la Ley de Mediación se haya quedado en el trámite parlamentario y no viera la luz, como otras disposiciones..?

Realmente si nos ha sorprendido esta decisión. Ha sido una lástima su paralización al igual que otras leyes importantes que no se han aprobado. Pero me imagino que habría unas prioridades por parte del Gobierno de la nación . Esperemos que tenga salida la próxima salida como todos esperamos. Así pensamos igual con la Ley de Jurisdicción Voluntaria, proyecto de ley que hace dos legislaturas llegó al Senado  y que esperamos que el nuevo Gobierno lo impulse de forma decidida.

Sin embargo si ha dado tiempo para aprobar la última reforma de la Ley Concursal, reforma que no ha tocado para nada el endeudamiento de familias y particulares…

Estoy de acuerdo con su comentario. Desde el Notariado valoramos de forma positiva la nueva reforma concursal en el ámbito de la empresa al haber un avance importante. Esperemos que ahora entrar en concurso no sea acabar en liquidación,  tal y como lo hemos visto en los dos últimos años. Incluir la figura de los acuerdos de refinanciación preconcursales  creo que será de gran ayuda para mantener el tejido productivo empresarial en la medida de lo posible

Sin embargo hay una carencia importante por no haberse regulado de una manera específica todo lo que tiene que ver con el concurso de particulares. Este asunto nos lleva directamente al asunto de las ejecuciones hipotecarias y el problema social que existe alrededor del mismo. Se ha perdido una oportunidad para buscar una regulación. Tendremos que esperar al nuevo Gobierno para ver como solventa este asunto.

En este sentido nosotros presentamos una propuesta  impulsada en colaboración con el Colegio de abogados de Cataluña a través de un procedimiento notarial  preconcursal que llegó a aprobarse en el Senado y que seguía la línea de los acuerdos de refinanciación. Se trataba de buscar un acuerdo con las entidades financieras  antes del proceso de ejecución hipotecaria sabiendo de la situación de insolvencia de las familias.

No pudo ser. Creo que fue una oportunidad perdida en este sentido. Esperamos que en la próxima legislatura se acierta con la solución de este problema social importante.

Desde fuera da la sensación que hay un problema de información para el ciudadano, no sabe que puede optar a la dación en pago, prevista en el art 140 de la Ley Hipotecaria y muchas veces no advierte las cláusulas abusivas de los bancos ..

Este tema que usted señala lo hemos  estudiado en profundidad en varias ocasiones. De hecho en una oportunidad que intervine en las Cortes sobre este tema dejamos claro nuestra postura. En este sentido es evidente que el propio sistema hipotecario actual y el de seguridad preventiva funcionan bastante bien lo que ha generado que un 80 por ciento de españoles sean propietarios de sus viviendas, datos no equiparables a ningún país del entorno nuestro. Tanto la intervención del notario como la posterior suscripción de la vivienda en el Registro de la Propiedad son operaciones que no han generado problemas.

Dicho eso si se advierten disfunciones de otro ámbito en la propia regulación del mercado hipotecario al llegar la crisis económica. Sobre la dación en pago con efecto retroactivo tenemos claro que podría dañar la solvencia de las entidades financieras.  De cara al futuro se pueden estudiar diferentes opciones aunque pensamos que la dación en pago obligatoria es una solución muy drástica. Quizás se puedan buscar otras soluciones que eviten la pérdida de la vivienda.

Es evidente que los intereses de demora son excesivos; habría que reformar este aspecto así como ofrecer más información al ciudadano. Creemos que en el momento previo de la adquisición de una vivienda es clave para reforzar la propia información al nuevo comprador.  La propia orden de transparencia de 1994 ofrece al ciudadano la posibilidad de ir al notario y examinar a fondo su hipoteca. Hasta ahora ha sido muy poca utilizada esta posibilidad.

Desgraciadametne no es nuestra competencia modificar las leyes. Nosotros aplicamos la legalidad vigente aunque es evidente que hay algunas disposiciones relacionadas con las cláusulas abusivas que se pueden mejorar.

Hablando de crisis, ¿Cómo se ve la situación actual desde el Consejo del Notariado en estos momentos?

Es evidente que este año ha sido decepcionante. No ha sido el año de la recuperación económica que esperábamos. La percepción que tenemos es que el mundo de la empresa está sufriendo esta recesión aunque hay sectores como los relacionados con la exportación que están resistiendo mejor.

El sector inmobliario sigue en recesión desde su caída en picado desde el 2007 aunque el pasado año uno leve recuperación coyuntural por diferentes medidas fiscales que aprobó el Gobierno.  Sigue siendo un sector fundamental para nuestra economía y creo que no es justo culparle de forma exclusiva de la crisis que vivimos.

Medidas adoptadas el pasado año como la subida del IVA, la retirada de ayudas fiscales a la compra de viviendas lo único que hicieron fue frenar la actividad de un sector ya de por sí alicaído.

Creo que las medidas aprobadas recientemente suponen una cierta rectificación de lo hecho hasta ahora. Como bien sabe se ha bajado el IVA al tipo reducido del 4% para las viviendas nuevas y algunos partidos políticos en esta campaña electoral que ya vivimos anuncian que podrían prorrogar esta medida fiscal. Nosotros pensamos que este tipo de medidas o incluso volver a introducir las ayudas para la compra de la vivienda sería muy beneficioso tanto para el sector inmobiliario en particular como para nuestra economía en general.

Otro dato que llama la atención de este contexto de crisis es la gran regulación normativa de estos dos últimos años, a veces contradictoria…

Realmente eso es cierto aunque la tendencia general en la economía europea es la creciente necesidad de simplificar la legislación y racionalizarla. En este sentido todo lo que ayude a quitar obstáculos y a impulsar la actividad económica reduciendo los trámites administrativos será bienvenido.

De todas formas esta tendencia hay que impulsarla sin merma de la seguridad jurídica de los particulares.  Hay que buscar un equilibrio  entre esa actividad y la propia normativa que se aplique. No podemos olvidar que la crisis económica que ahora vivimos que arranca en el 2007 proviene de un fallo en el sistema de seguridad jurídica anglosajón, algo que no se puede pensar que pudiera pasar en nuestro sistema hipotecario.

¿Qué le pide al Gobierno que saldrá de las urnas el próximo 20N además de impulsar una Ley de Jurisdicción Voluntaria y la actualización del arancel del notariado?

Usted acaba de señalar los dos temas sobre los que queremos incidir tras las Elecciones Generales.  Hay que buscar soluciones al tema del arancel que como le he comentado antes no se actualiza desde 1989 para que sea viable que las notarias mantengan sus estructuras.

Y nuestra gran prioridad es Jurisdicción Voluntaria. Creemos que el notario puede ser un elemento clave en la desjudicialización de nuestra justicia.  Propondremos al gobierno que salga vencedor que legisle en este sentido. Procuraremos consensuarla con otros operadores jurídicos que pudieran también ser parte interesada en este tema.

Por lo demás, seguiremos manteniendo la colaboración que tenemos con la Administración, como hacemos desde hace años en los temas de prevención y blanqueo de capitales como suministradores de información de posibles operaciones fraudulentas.

Sobre la colaboración con la Administración, ¿Cómo les afecta la nueva reforma del Código Penal con nuevos delitos fijados?

Son cambios necesarios que vienen a cubrir las necesidades de cada momento. Estas medidas recalcan el papel del notario en la prevención contra el fraude fiscal y el blanqueo de capitales.

Es una parte de nuestro trabajo, ya importante, al igual que pasa en otros países europeos del entorno. La inversión tecnológica importante que hemos realizado en estos últimos años viene a responder a nuestro papel de colaborador con la Administración en estos temas. Nuestro colectivo sabe adaptarse a las circunstancias del mercado, como así ha sido en los últimos años y no tenemos problemas en cumplir este tipo de obligaciones

 Para  finalizar, ¿Cómo valora las reformas que se están haciendo en la justicia para que sea más ágil? ¿Están bien enfocadas desde su punto de vista?

En primer lugar creo que hay que destacar la calidad de nuestros jueces y de sus sentencias. El juez español es perfectamente homologable internacionalmente por su gran preparación técnica, independencia y que garantiza la igualdad de todos los españoles ante la ley.

Dicho esto puede haber problemas en la cúpula judicial respecto a la elección y renovación de cargos del CGPJ, esta es una cuestión que tendrán que reflexionar los propios partidos políticos en las Cortes sobre el modelo a seguir.

Creo que las reformas emprendidas por el Ministerio de Justicia van en la línea adecuada. De todas formas siguen haciendo falta medios económicos y materiales para colocar a la justicia en el lugar que se merece.Se trata de hacer una justicia ágil, mas moderna y al servicio de los ciudadanos.  Nuestra colaboración en todos los temas que nos afectan directamente ha sido bastante positiva tanto con el Ministro Caamaño como con Doña Maria Angeles Alcaraz, directora general de Registros y Notariado en diferentes proyectos para los que hemos sido requeridos.

 

 

 

 

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.