El Presidente encabezó la ceremonia de conmemoración por el 172 Aniversario de la Gesta Heroica de los Niños Héroes de Chapultepec.

La batalla de Chapultepec fue un conflicto armado que tuvo lugar, en el cerro homónimo próximo a la Ciudad de México, el día lunes 13 de septiembre de 1847. En dicho lugar se produjo el combate entre los ejércitos de Estados Unidos y de México.

Las tropas estadounidenses deseaban apoderarse del territorio de Texas y para ello, una parte de las tropas atacaron desde el norte mientras que otra avanzaba hacia la capital de México desde el Puerto de Veracruz.

Las defensas orientales del Valle de México fueron rodeadas y los estadounidenses se alzaron con la victoria en Padierna, Churubusco y Molino del Rey. El único bastión que defendía la ciudad de México era el Cerro de Chapultepec donde se encontraba un Colegio Militar con alrededor de 100 alumnos.

En la formación del mito, desde la segunda mitad del siglo XIX se colocó bajo esta denominación solo a 6 cadetes del Ejército Mexicano que murieron en batalla.

En conmemoración al acto heroico de los niños de Chapultepec, el presidente y comandante supremo de las Fuerzas Armadas, Andrés Manuel López Obrador encabezó la ceremonia, en la cual se realizó el pase de lista de honor, la entrega de espadines a cadetes y la guardia de honor en el Altar a la Patria.

Escoltado por integrantes del gabinete legal y ampliado, así como por titulares de los poderes Legislativo y Judicial, miembros del cuerpo diplomático, representantes de delegaciones extranjeras, agregados militares, navales y aéreos, el Presidente pasó lista de honor a quienes dieron su vida en la Batalla de Chapultepec durante la guerra con Estados Unidos:

Teniente Juan de la Barrera; cadetes: Juan Escutia, Agustín Melgar, Vicente Suárez, Fernando Montes de Oca y Francisco Márquez; y de la Heroica Escuela Naval Militar, el teniente José Azueta y el cadete Virgilio Uribe.

El primer mandatario hizo entrega de espadines a seis cadetes del Heroico Colegio Militar, como símbolo del compromiso de defender a la patria. En representación de la juventud militar mexicana, la cadete Irma Lorena Loza Melgoza se dirigió al comandante supremo de las Fuerzas Armadas:

“Como estudiantes militares, y como pueblo uniformado, apoyamos su proyecto de nación. Hoy refrendamos nuestra lealtad y compromiso con México, con usted y con la sociedad. Nos comprometemos a mantener toda nuestra voluntad y trabajo para recompensar la confianza depositada en las Fuerzas Armadas.”

“Tenga la seguridad que todas y cada una de nuestras acciones estarán siempre encaminadas al fortalecimiento de nuestro país y a la defensa de la legalidad.”

Posteriormente, una compañía de cadetes del Heroico Colegio Militar realizó una salva de fusilería para honrar la memoria de los Niños Héroes.

Por último, el presidente López Obrador depositó una ofrenda floral y montó guardia de honor en el Altar a la Patria, acompañado por los integrantes del presídium.

Fuente: Presidencia de la Nación, México